Memorial Alberto Barricarte. Alsasua.

El miércoles, tras tres días de esquí de fondo y uno de pruebas en el rodillo para soltar, fuimos a Alsasua para correr una de esas carreras populares de verdad, de pueblo, de 0€ de inscripción y txistorra al terminar. Qué pena que queden poquitas de éstas…

La carrera no tuvo mucha historia. Quería probar ritmos altos en una distancia ya considerable, 12,4 km, probar las zapatillas con las que correré la Media de Vitoria y pasar la mañana.

Viento sur, 14ºc y camiseta de tirantes. Me coloqué en primera línea, más que nada porque llegué tarde a la salida.

Ritmo muy alto al principio, que fue decayendo con los kilómetros. Hasta que en los dos últimos me quedé sólo,  del todo, y sin referencias me vine un poco abajo.

Pero el resultado es muy bueno. Mi ritmo de casi siempre, 3.37, sin llevar el pulso excesivamente alto y  en más de 10 km (pasando el 10000 en 35.50) y me da confianza para la Media, donde espero bajar de 1.20.

Aún así, éste domingo, me volveré a probar en la Gasteizko Herri Krosa.