Prueba del sensor óptico del Garmin 735xt

El 10 de octubre fue el primer día que corría desde el triatlón de Colindres a finales de julio. Aproveché que Álvaro me dejó su Garmin 735xt con sensor óptico de pulso para hacer una prueba muy sencilla: El 920xt en una mano con la cinta HRM-Tri en el pecho, y el Garmin 735xt en la otra.

Más que nada, era un día para probar el avance en mi pubalgia, así que tampoco estaba para muchas florituras, pero las cuestas de la pista que rodea el Parque Tecnológico de Álava dan bastante juego así que, casi sin quererlo, me salieron varios cambios de ritmo y de frecuencia cardíaca interesantes.

Creo que el gráfico es bastante claro. Con ritmos más o menos constantes, van parecidos (+/- 2 ppm), pero ante los cambios, parece que al 735xt, le cuesta reaccionar. Curiosamente, parece que hay más diferencia después de la parada que hice, en la que curiosamente, me ajusté más el 735xt a la muñeca.

Puede que haya que apretar de una forma determinada el reloj, que se me moviera, etc..  Pero fueron unas condiciones de entrenamiento normales. Si se requiere de un protocolo determinado o hasta cierto punto complejo de colocación, creo que es lo mismo que decir que no funciona.  Así que mi conclusión, es que si alguien está pensando en cambiar al 735xt sólo por el sensor óptico, yo no se lo recomendaría.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s