Actualización de estado.

Toca entrada tipo diario. De vez en cuando me gusta hacerlas para repasarlas unos años después o a final de temporada, para entender mi rendimiento, mis estados de forma a lo largo de la temporada, etc.

El resumen de la situación es la siguiente: El 22 de diciembre, se me ocurrió salir a andar en bici con Mikel sin chaleco ni chaqueta windstopper. A estas alturas de la vida, uno ya debería saber que en Vitoria eso NO SE PUEDE hacer, por mucho solo y viento sur que haga. Desde el principio noté el pecho frío, y en vez de volver a casa (1km) a por más ropa, seguí para adelante, con el clásico “ya templará”. Llegué a casa con el pecho entre inflado y dolorido. No contento con ello, a pesar de pasar una mala noche, el domingo hice otros 100 km con Ibon y Borja. Resultado: fiebre por la tarde, el lunes al médico y diagnóstico de bronquitis.

Tal como me adelantó el médico, pasé otros dos días bastante chungo, con fiebre, porque al antibiótico le iba a costar hacer efecto, y para el 29 ya estaba sin fiebre, en el rodillo (30 min a 120 ppm y 140w). A pesar de que cada día me encontraba un poco mejor, y el 31 me levanté con intención de correr la San Silvestre, no terminaba de estar bien. Tras la revisión en el médico, me dijo que todavía no estaba curado y me quedaba otra semana de reposo. Así que tras darle unas cuantas vueltas, opté por no correr mi carrera favorita (por fin usando la cabeza!!!), seguí de reposo otros 5 días. Total: 12 días parado.

Entonces tocaba lo que sabía que me iba a tocar: empezar a meter carga de forma progresiva sabiendo que nadando iba a ir muy lento, que no iba a tener sensación de agarre, que en la bici iba a llevar el pulso muy alto con pocos watios… Sufrir. He entrenado más o menos bien esta semana, haciendo malabarismos con los partes meteorológicos y mi horario, pero estoy relativamente satisfecho. Ayer por fin volví a encontrar sensaciones (y tiempos) en el agua. En la bici sé que me va a costar más.

Me quedan 7 semanas para los 200 km en bici de Abu Dhabi y muchos kilómetros por meter, pero tampoco puedo intentar hacerlos todos en la primera semana. Entre el rodillo y rezar para que no llueva los fines de semana, se hará lo que se pueda, como siempre.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s